domingo, 15 de junio de 2014

Dientes de león. Descanso de Tom. (Sombras bajo el sol. 1)



Fin de Fiesta, Shinkawa Yoshiro


(para Charo)
...hace una tarde
demasiado hermosa
perfecta
para abandonarlo todo
buscarse una brisa
un árbol
esperar que suceda un viento, un algo
y cuando todo vuele
recoger del mechón de pelo
el diente de león
la ligereza
y a la sombra
tumbarnos, con el tesoro entre las manos
y soplar
soplar
soplar el pequeño diente
como si fuera el mundo todo
y deshacerlo, mandarlo lejos
de las manos 
y de todo
lo que absurdamente
sin ser necesario
se quiere tener

todo...

cuando en realidad nos llega
con una tarde, una brisa
un árbol
y nuestros dientes
riéndose a la sombra
a salvo
de todo, del mundo, del sol...

5 comentarios:

  1. Me pido tu poesía, esperar que suceda un viento, un algo y mandarlo todo lejos y soplar, soplar...
    Me ha encantado. Es una sensación antigua, vivida ya, que deseo recuperar.
    Un abrazo fuerte.

    ResponderEliminar
  2. Concedida pues ;))
    Supongo que hay días en que un viento pasado se nos mete dentro y nos empuja a desear recuperar esos momentos de placidez, la hierba a media tarde, el sol bajo ya, la buena compañía y el mundo tan tan lejos....
    Otro abrazo grande para ti, Sara, gracias por venir ;))

    ResponderEliminar
  3. Abandonarse al mundo como al magnetismo de un poema... Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. El todo como concepto absoluto está muy cerca de la nada. Y calculo que a la inversa. De manera que, deshacerlo todo, así, es la forma más hermosa de recomenzarlo.
    Besos, Su.

    ResponderEliminar

viajeros que han cogido el tren.......